Categorías
Mijitillas de realidad Yo mismo

Acojonadillo

Eso de escalar acojona.

Vaya, o que yo soy un acojonao… El caso es que del rato que he echado hoy en el monte se podría decir: “Una embarazada escala mejor que tú.”

Y es que de hecho había una pareja justo al lado haciendo unas vías bastante más difíciles que las que estaba intentando atacar yo, él las abría, y ella tiraba detrás con algo más de dificultad… Cuando ha terminado una de ellas le ha dicho el muchacho que no debería esforzarse tanto, y le ha respodido ella que con ese bombo ya no ve ni donde pone los pies, que hace 15 días lo habría hecho mejor.

No tengo nada en contra de las embarazadas, pero imagino que entenderán que el agravio comparativo me ha dejado el ego pelín jodido.

Ahora que lo pienso, un poco inconsciente sí que puede ser la muchacha esa. Pero en el momento simplemente me he sentido muy poca cosa.

Le habló un arkángel que mejorará, poco a poco.

4 respuestas a «Acojonadillo»

joe, yo con mi barriguita (de la de despues de comer, y digo -ita pa animarme) ?es que no puedo ni subir las escaleras!
Si pienso en ponerme a subir una pared es que me desmayo! hay que ser un poquito inconsciente s?…

Comparao con lo que se le viene encima, no dormir, pa?ales, el parque, la guarder?a, las reuniones de padres, la ESO, la adolescencia repelente, etc..vamos, el Everest es una colina! as?, as?, que vaya entrenando….

Acojonado no, es que escalar d? mucho respeto, sobre todo si tienes que abrir tu, y cuando est?s llegando arriba y te tiemblan las piernas y ya no sabes si es cansancio o miedo o mejor a?n las dos cosas…

Los comentarios están cerrados.