Categorías
Descubrimientos

Barrio (a la granaína)

Esta mañana estabamos tan tranquilamente en el curro haciendo como que trabajábamos, por aquello de justificar el sueldo, cuando ha empezado a sonar una musiquita como de teclado (órgano, en términos más coloquiales) y trompeta.

Nos hemos asomao por la ventana y hemos visto esto:

Me ha recordado mucho al Psicobyte, en su post sobre las sillas de anea (hay cosas tradicionales que daba uno por perdidas hasta que por ejemplo suena la harmónica del afilaooooor. Esto pasa en Graná de vez en cuando. Me alegro. No se debe puntuar dentro de paréntesis. Está muy feo. Punto.)

Y me ha recordado a Barrio (una muy buena peli de Fernando León, te la recomiendo), sobre todo, una película que me gustó mucho. Por la escena de los gitanos con la cabra, claro…

La musiquita que sonaba en Barrio era esta, por si te apetece intentar vivir mi experiencia:

Hechos contra el decoro
La llave de mi Corazón

Nota: Ayer me llamaron para decirme que mañana me entregan por fin mi cámara reparada. No te puedes imaginar que alegría me da esto… Esta foto la he hecho gracias a mi amigo Xanatos, que amablemente me ha prestado su cámara.

6 respuestas a «Barrio (a la granaína)»

Muy buena película, la compré el año pasado con el pais.
Cuando escucho al afilaor me recuerda a mi infancia, en el colegio, q todas las mñns pasaba por la calle… :)

Cuando iba ayer para mi casa, me los encontre por el camino, en una callejon tocando el organo. Una bonita y curiosa foto.

Lo del afilador. Ayer, durante el desayuno me parecio oir una de estas armonicas, pero no se, no volvi a oirlo … de pequeño casi siempre tenia una de estas en casa, jejeje era divertido hacer el notas con ella …

No sé si seran los mismos del órgano y la trompeta o unos fammiliares cercanos, pero durante un año entero fueron mi despertador todos los sábados a las nueve de la mañana… siempre con la misma murga… los llegué a odiar. ¡Y encima me pedian dinero por la música!

A mi amigo Carlos ( el arrepentio ), el afilador le recuerda a cruz y raya.com Y es que los sonidos que recordaremos de mayores serán mas bien los de las sirenas de polía, ambulancia, bomberos etc… Además los ruidos de las motocicletas trucadas, que superan los decibelios establecidos. Es lo que tiene vivir en un mundo moderno y ajetreado.

Los comentarios están cerrados.